Introducción
Alejandro Farías


Brasil es un sueño.

Un sueño que atravezamos guiados por un Virgilio publicitario. Brasil es un póster: una mulatona que salta las olas del mar mientras suelta carcajadas estruendosas y sus pechos suben y bajan como peces felices, barrenando el aire y surfeando los ojos de los hombres; un musculoso que toma caipirinha, con los codos apoyados sobre una barra de madera que está hace siglos anclada en la arena. Brasil es la tierra de la alegría. Eso dicen las revistas de viaje y las promociones de avión.

Con la ayuda de Jozz Zugliani y Denny Chang quisimos hacer este dossier de nuevos historietistas brasileros para ver que hay, realmente, bajo ese antiguo sol.

Las historias que se cuentan, las historias que nos cuentan, las historias que vienen desde adentro, no tienen nada que ver con nuestros sueños, ni con nuestros promotores del turismo. Son, por el contrario, anécdotas nostálgicas y cargadas de referencia a la muerte, contadas, además, con lirismo y magia.

Con ustedes, un panorama de quiénes son algunos de los historietistas jóvenes de Brasil y de cuáles son las historias que vienen a contar.

Insomnio de Tiago El Cerdo (Rio de Janeiro): www.elcerdo.com.br
Godzilla, de Rafael Corrêa (Porto Alegre): www.rafaelcartum.blogspot.com.br
Carona, de Marlon Tenório (Rio de Janeiro): www.marlontenorio.com
Ninfo, de Cynthia Bonacossa (Rio de Janeiro): cynthiab.com.br
Sin título, Samanta Flôor (Pelotas/Porto Alegre): samantafloor.blogspot.com.br
Mi Hermanito de DW Ribatski (Curitiba/São Paulo): dwribatski.wordpress.com
David Gelman de Tayla Nicoletti (São Paulo), debaixodofarol.blogspot.com.br